LECCIONES DE VIDA POR WINNIE THE POOH

LECCIONES DE VIDA POR WINNIE THE POOH

Hace algunos meses vi la película de Christopher Robin, y siempre que veo una película, me encanta encontrarle el mensaje. En mi opinión esta película es una de las más conmovedoras de los últimos años, con una mezcla de ternura que te atrapa el corazón.

En primer lugar tenemos al siempre lindo, aunque despistado osito Winnie Pooh, a sus amigos que habitan en el bosque con él y también tenemos a Christopher Robin, el humano que conoció desde que eran pequeños, y que al ir creciendo éste se había olvidado de la esencia de la vida.

Lección 1. ¿Eres feliz?

En la película te hace reflexionar, en cómo existen ocasiones en la vida en que se puede estar tan ocupado en el día a día, trabajo, familia (Cuando realmente le estás dedicando tiempo y estás presente) que olvidamos preguntarnos si somos felices. O mejor aún, si estamos decidiendo ser felices.

Lo digo de esa forma porque podemos caer en la ilusión de que tenemos que pasar o llegar hasta cierto punto para ser felices en nuestras vidas. Esa persona era yo hace 3 años, y sabes algo sigo entrenado mi subconsciente cada vez que trata de convencerme de lo contrario. Aprendí muchísimo que el ser feliz cada día es una elección.

Y de igual forma vemos en esta película como el adulto Christopher Robin, había olvidarlo serlo y eso es algo en lo que todos nos podemos relacionar. Y siempre necesitamos de seres lindos, en el caso de Christopher Robin, el osito Winnie Pooh, para recordárnoslo.

Lección 2. La Familia

El valor de estar con la familia. Lo escribí al inicio entre paréntesis. Porque una cosa es pasar el tiempo con tu familia, y otra es estar verdaderamente con tu familia. En la película lo vemos a través de un proceso de evolución que tiene Christopher Robin, en dónde, pasa de casi dar por sentado que tiene una familia (prácticamente ignorándolas), a atesorarla y apreciarla con todo su corazón.

Y con la palabra familia, me gustaría recalcar que incluye obviamente esa familia que elegimos y son los amigos. Esos amigos, que aunque sanguíneamente no estamos relacionados, lo estamos a nivel del alma. Eso lo van a encontrar muchísimo en la película.

Y por último la lección 3. La vida es aquí y ahora…

 Sé que todos tenemos planes, que todos queremos alcanzar alguna meta, sea cuál esta sea. Y está bien planear para el futuro por supuesto. Pero también vivir el presente, el hoy y el ahora. En esta película esa es otra de las grandes lecciones. El disfrutar el hoy, así como Winnie Pooh, que el hoy es su día favorito… ¿Cuál es el tuyo?

Angie Meléndez

Empresaria y Coach del Bienestar

Please follow and like us:
error
Leave your comment
Comment
Name
Email